jueves, 14 de enero de 2010

La justicia ‘corre’, pero... ¡no llega!


Dejan libre empresario que mató a su esposa

Barranquilla (Colombia). El empresario Samuel Enrique Viñas Abomohor, propietario de almacenes de ropa, quedó en libertad la noche del 1.º de enero luego de asesinar de dos disparos en la cabeza a su esposa, la diseñadora Clarena Piedad Acosta Gómez. El fiscal, Edilberto Corredor Ropero, lo dejó libre por haberse entregado, y porque no tenía antecedentes penales.
(El Tiempo, Nación, Breves, 3-I/10).
Comentarios:
a). El fiscal Corredor Ropero es de la misma calaña o ‘ropero’ del que ‘corrió’ a poner en libertad a los militares acusados de las ejecuciones extrajudiciales, mal llamadas "falsos positivos".
b). Cuando estudié periodismo para el desarrollo aprendí una frase del canadiense Max Aitkine, más conocido como Lord Beaverbrook, quien –en 1910– puso en la fachada su periódico, The Daily Express, el siguiente aviso que se convirtió en una máxima del periodismo universal: "Si un perro muerde a un hombre no es noticia; pero, si un hombre muerde un perro... sí lo es". De modo que –parafraseando esa célebre cita– hay quienes aseguran que, en nuestro país, si un hombre mata a la esposa no lo meten preso; pero si un joven invita, por la internet, a matar a uno de los hijos del Presidente... sí lo encierran.
* * *
Publicar un comentario